Diagnóstico psicopedagógico, ¿Positivo o negativo?

 

El diagnóstico realizado por un departamento psicopedagógico resulta útil para obtener información. Pero sus resultados deben ser tratados con precaución; un error puede marcar la vida de la persona evaluada.

 

Es habitual en un momento de la vida encontrarse en situaciones en las que se utilizan pruebas como tests (de personalidad, inteligencia...), entrevistas, observación, etc...

 

En la escuela son utilizados cuando surge alguna dificultad de aprendizaje, en el instituto para orientarse hacia la carrera y en la selección de personal las realizan las empresas a las que uno se presenta como candidato. Tras realizar pruebas de este tipo, se elabora un informe.

Conoserse a sí mismo

Saber su utilidad y cómo se debe hacer frente a la información obtenida parece algo imprescindible para enriquecerse, y para que esa información no repercuta negativamente sobre la persona que a la que se ha evaluado.

La orientación psicopedagógica es un proceso de ayuda y orientación en la mejora y enriquecimiento de los procesos de aprendizaje del individuo, y en el descubrimiento y desarrollo de uno mismo. Este permite construir una jerarquía de valores y aprender a mantener una relación equilibrada y positiva con uno mismo, los que le rodean y la realidad en la que vive.

Diagnostico-psicopedagogico

Test de evaluación en el colegio

Este servicio es ofrecido por todos los centros educativos, desde la educación infantil hasta la universitaria. En la etapa adulta sigue siendo un servicio útil y necesario. De hecho los gabinetes psicopedagógicos especializados tratan de dar respuesta a la necesidad de apoyo y orientación.

La orientación psicopedagógica concibe el diagnóstico como un aspecto imprescindible sobre el que basar su posterior intervención. De ahí que para su realización se utilicen todos los medios posibles como las entrevistas (que permiten conocer a la persona con la que se va a trabajar de una manera directa), los tests, etc...

Todo esto se hace posible gracias a la cooperación entre el propio individuo, los padres, el orientador (licenciado en pedagogía, psicología o psicopedagogía) y los profesores, en el caso de que sea un estudiante.

¿Qué son los tests?

Los tests son pruebas muy utilizadas por los especialistas para obtener información de la persona a la que se pretende ayudar y orientar. Estas pruebas aportan datos cuantitativos, es decir, que los resultados vienen expresados en forma de número.

Son herramientas útiles que favorecen el conocimiento de los rasgos más característicos de la persona evaluada, como puede ser su inteligencia, su personalidad, sus hábitos de estudio, sus intereses profesionales...

Sin embargo, los tests solamente pueden ser aplicados por profesionales debidamente capacitados, ya que estos deben conocer la variedad existente, los rasgos que miden y cuáles son los más adecuados para ser aplicados a una persona en concreto. Además, deben saber cómo interpretarlos pues los resultados no siempre vienen expresados en las mismas unidades de medida, unos se presentan en percentiles, otros en decatipos, etc...

El informe

Un aspecto sumamente importante es saber que a través de los tests no se conoce únicamente a la persona, ni sus virtudes, ni carencias. Deben ser concebidos como un complemento informativo, que unido a otras informaciones, indiquen la situación de la persona.

El informe es un documento de carácter informativo que presenta los resultados de los estudios realizados a través de tests, entrevistas, observación... con una síntesis de la orientación que se entrega a la persona analizada, a los padres o a los profesores, en el caso de que el orientado sea un estudiante.

Consecuencias de un diagnóstico equivocado

Sin duda, llevar a cabo unos tests y realizar un diagnóstico plasmado en un informe, puede ser de gran utilidad. Éste puede inspirar actividades dirigidas al asesoramiento a personas en sus procesos de aprendizaje y autoconocimiento, y a apoyar sus dificultades o discapacidades.

Sin embargo, este debe ser utilizado con cautela pues los resultados de los tests y los informes, si han sido mal interpretados o mal enfocados, pueden ser un arma de doble filo contra la persona a la que le han sido practicados. De hecho, su mal uso es, en muchas ocasiones, causa de frustración, inseguridad y malestar para las personas diagnosticadas.

Add to Bufferhttp://www.tnrelaciones.com/informacion/wp-content/uploads/2018/02/Diagnostico-psicopedagogico-150x150.jpgShare on LinkedInDigg ThisShare on Facebook
Votación:
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Votos: 14) 5,00 sobre 5
Loading...
Visitas totales: 0




Deja un comentario