¡Ay, el amor!

 

No es que sea siempre gratuito, pero sí es el recurso más democrático de acceso a la felicidad. El amor y su opuesto, el odio dominan el mundo lo mismo que lo esclavizan. Nadie se escapa a su influencia.

 

El ser humano es fruto del amor y necesita saberse querido para poder vivir. No es cuestión sólo de pareja, la familia y los amigos también cuentan.

¡Ay, el amor! Ésta es otra de las llamas que enciende y consume la existencia... Los vínculos afectivos, juez y parte en la heroica aventura de vivir, zambullen en la corriente de las emociones. Los hay que se dejan arrastrar porque en su paisaje vital priman los afectos. Otros prefieren amarrarse al mástil de su barco para no sucumbir al seductor canto de las sirenas. Para bien y para mal, ambas formas de encarar el mundo pagan su precio.

amor-felicidad-dicha

Penas y alegrías

Heráclito de Éfeso lo dejó escrito en letras de oro:

“Arduo es luchar con la pasión, pues lo que desea lo compra con la vida”.

El júbilo, la tristeza, la vergüenza, la rabia, los celos, el odio o el miedo son movimientos del alma que se instalan en el ánimo sin consentimiento, evidenciando el escaso gobierno que se ejerce sobre lo que acontece carne adentro.

La felicidad también se somatiza y se viste de gala con la alegría, su traje emocional por excelencia. La risa es su manifestación más rotunda, pero también el llanto emocionado que deja sin habla. Cuando salta la chispa de la dicha y se acaricia por un instante la eternidad, parece que uno se sale del cuerpo.

En busca del amor

Ostenta el cetro en el reino de las pasiones y a un golpe de mando convoca a todos los sentimientos en su torno. Embriagados por su poder metafórico, se antoja fuente de toda dicha y el mejor bálsamo contra el infortunio presente y futuro. Con más o menos reservas, todo el mundo abre el pecho para que el ciego y alado Cupido acierte en el blanco.

Sin embargo, la cosa está difícil. Los enamorados del amor se embarcan en mil aventuras pero nunca llegan a buen puerto; los que todavía sueñan con el príncipe azul o la rosa princesa empiezan a desesperarse. El temor a salir herido crea blindajes a prueba de bomba. La soledad genera parejas de hecho entre personas y animales que aportan como dote un cariño incondicional. Nadie se compromete porque todo el mundo es, en apariencia, muy autosuficiente y para renunciar a la soberanía personal tiene que merecer mucho la pena el/la aspirante en cuestión.

Igualdad de condiciones

El concepto tradicional de pareja está en crisis. Actualmente prima un cierto desencuentro entre hombres y mujeres. Las féminas han dado un triple salto mortal y ahora les toca a ellos mover ficha. La confusión, que forma parte de todo cambio, impide valorar la envergadura de la nueva situación, pero cuando las aguas vuelvan a su cauce se saborearán las mieles de una relación basada en la igualdad de condiciones.

Mientras tanto y al calor de una flamante independencia, las carencias afectivas crecen y se expanden... Salir a las calles en busca del amado/a resulta una empresa titánica. Hoy se pone la vida emocional en manos de las agencias y uno se lanza a las citas a ciegas a edades cada vez más tiernas. Los hombres también han dado pasos de gigante en la lucha por su felicidad a través de la libertad. La homosexualidad sale a la luz y expone abiertamente su forma de entender lo masculino. Tras años de condena y ocultación, los gays son ahora una clase triunfante.

Pero el corazón batalla en infinitos frentes. El reconocimiento afectivo de los otros se convierte en el principal referente de la propia valía. La familia o el amor de las importantes para cada uno, donde se mama la identidad y sentido que le acompañan de por vida, es una de las claves del equilibrio emocional. La amistad también apuntala el edificio de la autoestima, aunque el ritmo frenético de la vida actual apenas deja cultivarla. Los inescrutables caminos del querer mueven bajo cuerda los hilos del mundo y conducen a cada cual hacia su destino.

Add to Bufferhttp://www.tnrelaciones.com/informacion/wp-content/uploads/2017/10/amor-felicidad-dicha-150x150.jpgShare on LinkedInDigg ThisShare on Facebook
Votación:
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Votos: 8) 4,88 sobre 5
Loading...
Visitas totales: 1




Deja un comentario