DIETÉTICA Y NUTRICIÓN » General

Comer fuera de casa

Muchas veces es imposible ir a comer al propio domicilio y nos vemos obligados a comer en establecimientos de restauración colectiva. Esto no tiene por qué suponer que nos alimentemos “mal”, si bien puede parecernos más complicado seguir una buena dieta.

Debemos equilibrar la dieta que realizamos fuera de casa con la que hacemos en el hogar: al mediodía elegir entre el menú un primero rico en hidratos de carbono como pasta o legumbres, y de segundo guarnición vegetal y alimentos a la plancha u horneados, que tienen menos grasa. De postre, tomar fruta.

Si acudes a un establecimiento de comida, recuerda que “fast- food” significa que se tarda poco tiempo en hacer y servir, no que debamos comerlo rápidamente. Es aconsejable elegir frutas y ensaladas de acompañamiento, y no caer en los trucos de “ ración gigante”.

Siempre que sea posible, bebe agua.

Etiquetas: -

Registros relacionados: -

Digg it! Imprimir este registro