SALUD » Actividad Física

Yoga en otoño. Equilibrando los pulmones y del intestino grueso

El otoño Astronómicamente comienza el 23 de septiembre, día del equinoccio en el que la cantidad de horas diurnas es igual a la de horas nocturnas, a partir de este día las noches serán cada vez más largas hasta el solsticio de invierno.

El otoño es la estación en la que recogemos los frutos de la siembra de primavera ya madurados por el transcurso del verano. En el plano interno marca el comienzo de un ciclo de interiorización que culminará durante el invierno.

Según la teoría oriental de los cinco elementos el otoño está relacionado con el elemento metal, este elemento representa la materia mineral (sales y minerales), cuya función en el cuerpo humano es crear tejidos como la piel o el cabello.

Los meridianos energéticos asociados a este elemento son los meridianos del pulmón y del intestino grueso.

 Yoga en otoño.  Equilibrando los pulmones y del intestino grueso

El meridiano del pulmón: Empieza debajo de la clavícula y recorre la cara interna del brazo y de la mano para terminar en el ángulo externo de la uña del pulgar. Los pulmones controlan la energía física del cuerpo mediante la respiración, la profundidad de la respiración determina la cantidad de oxígeno y de energía que se toman del aire.

Este meridiano regula también la capacidad termorreguladora del cuerpo, por ello el desequilibrio energético del meridiano del pulmón se dice que es responsable de catarros y gripes. Un meridiano de pulmón fuerte y equilibrado contribuye a fortalecer las defensas.

Yoga en otoño.  Equilibrando los pulmones y del intestino gruesoEl meridiano del intestino grueso: Comienza en la base del dedo índice y recorre la cara externa de brazos y hombros, sube por el cuello y la cara donde termina al lado de la nariz. El intestino grueso se encarga de eliminar los residuos sólidos producto de la digestión. En el plano mental controla los pensamientos negativos y en el plano emocional simbolizaría la capacidad de aflojar tensiones.

Cualquier problema de estreñimiento está relacionado con el intestino grueso, ya sea en el plano físico en cuanto a nuestra capacidad de nutrirnos adecuadamente, en el plano emocional o mental.

Ejercicio para equilibrar los meridianos del pulmón y del intestino grueso:

Postura de la pinza en variante

De pie, con las piernas separadas, entrelazamos las manos por detrás y tensamos los brazos flexionando el tronco hacia delante. Mantenemos esta posición en inmovilidad durante unos 45 segundos, la deshacemos suavemente inspirando al ascender, relajamos los músculos unos segundos y repetimos.

Beneficios

Eliminamos tensión neuromuscular en la espalda.

Mejora el riego a la parte alta del cuerpo.

Estiramos músculos de la espalda, brazos y piernas, y amplía la capacidad de dilatación del tórax.

Yoga en otoño.  Equilibrando los pulmones y del intestino grueso

Etiquetas: -

Registros relacionados: -

Digg it! Imprimir este registro