CONSEJOS PARA TU BELLEZA » Cuidados de Belleza » Cuidados de Belleza para tu Piel

La belleza oriental de tu piel

La naturaleza es la fuente de la salud y la vida; si bebes de sus frescas y nítidas aguas, tu belleza será eterna y resplandecerá como nunca. Con estas breves y sabias palabras, la milenaria cultura oriental llega hasta ti con la intención de darte a conocer y ofrecerte las magníficas propiedades de los productos naturales que brotan de sus enigmáticas tierras.

La eterna juventud ha dejado de ser un mito y está, más que nunca, al alcance de tu mano. Para mantener tu piel siempre tersa y defenderla de todo tipo de agentes externos, te pedimos que nos prestes un poquito de tu preciado tiempo, porque vamos a revelarte el secreto de la inmortalidad de tu piel. No esperes más y empieza cuanto antes a disfrutar de los múltiples beneficios que te brindan siglos y siglos de tradición.

Té verde, la protección de una caricia

Los orientales utilizan el té verde tanto para proteger la piel, gracias a sus efectos antiirritantes, como para rejuvenecerla, pues equilibra su metabolismo. A diferencia del té oscuro, esta variedad no ha pasado por ningún proceso de fermentación, lo que hace que conserve inalterables sus extraordinarias propiedades naturales.

    * Protege, sobre todo a las pieles sensibles, de las irritaciones producidas por las inclemencias del tiempo y la polución concentrada en las ciudades.

    * Evita la destrucción del colágeno y la elastina, sustancias que se encuentran en nuestra piel e impiden la formación de arrugas prematuras, la flacidez y el descolgamiento.

    * Actúa como antioxidante, es decir, neutraliza y acaba con los radicales libres que afectan a las células de la piel y las hace envejecer.

    * Está compuesto por una gran cantidad de hormonas vegetales que ayudan a la regeneración de la piel.

    * Retrasa, e incluso impide, la aparición de cáncer de piel y ayuda a acabar con el estrés.

Ginkgo biloba, las raíces de la salud

Este milenario y sagrado árbol, te abraza con sus fuertes y robustas ramas para resguardarte de la intemperie, revitalizar tu piel y evitar la acumulación de grasas. Sus principales beneficios son los siguientes.

    * Los componentes de sus hojas estimulan la circulación sanguínea, favoreciendo así la oxigenación y la nutrición de la piel.

    * Al igual que el té verde, también cuenta con propiedades antioxidantes que la protegen del deterioro y el envejecimiento.

    * Evita que se acumule una excesiva cantidad de grasa en las células de tu piel, consiguiendo un efecto anticelulítico.

Puedes encontrar múltiples productos de belleza fabricados a base de té verde y Ginkgo biloba. Champús, geles corporales, cremas faciales, mascarillas, bálsamos,... Solo tienes que pedirlos en farmacias y establecimientos dedicados a la cosmética. Disfruta de una piel cuidada y bonita.

Etiquetas: -

Registros relacionados: -

Digg it! Imprimir este registro