Navegacion

Aviso Legal y denegación de responsabilidad

ADOLESCENTES: NUTRICIÓN Y SALUD

Entre los problemas nutricionales que se pueden presentar en la adolescencia están:

1. Obesidad, que es una enfermedad en la que hay mayor acumulación de tejido adiposo o grasa en el organismo.

2. Anorexia nerviosa, es una alteración psicológica en la que la paciente (normalmente la padece la adolescente mujer) se siente obesa cuando en realidad está delgada y no muestra apetito.

3. Bulimia, es una enfermedad en la que el paciente consume compulsivamente una gran cantidad de alimentos y como se siente gordo se provoca vómito o consume laxantes para bajar de peso.

Dichas enfermedades requieren atención especial con expertos en psicología y nutrición Además en el caso de la obesidad el tratamiento incluye un programa de actividad física. El tratamiento de la obesidad es muy difícil por el cambio de forma de vida que se debe llevar a cabo (no sólo dieta, sino también actividad física) por lo que el adolescente idealmente debería mantener su peso para evitar este problema.

Una de las preocupaciones en esta etapa de la vida en hombres y mujeres es la apariencia física, por lo que es necesario que te informes con un profesional sobre los cuidados de tu alimentación para tener un cuerpo en condiciones adecuadas. Estas no siempre coinciden con la que algunos quisieran tener. En ocasiones, el estado físico real del adolescente no coincide con su percepción, es decir, hay muchachos(as) que tienen un peso y estatura adecuadas, sin embargo, ellos mencionan estar inconformes con su aspecto y por el otro lado, pueden presentar problemas de obesidad o delgadez extrema y no reconocen que la tienen. Es decir, no siempre lo que percibimos acerca de nuestro cuerpo corresponde con la realidad y en este sentido hay que tener mucho cuidado ya que modificar la alimentación para sentirse bien puede ser perjudicial para la salud si no se lleva a cabo un programa de nutrición acorde con las necesidades nutricionales específicas que se tienen en esta edad.

No es recomendable el embarazo durante la adolescencia por el gran riesgo que representa tanto para la madre como para el hijo. Sin embargo, si éste se presenta, se debe tomar muy en cuenta la alimentación. De la alimentación depende no sólo el propio crecimiento sino también el del bebé. Si la ganancia de peso es inadecuada, es muy probable que el bebé tenga bajo peso al nacer. Las necesidades energéticas en las adolescentes embarazadas son mayores que las de las mujeres adultas embarazadas, así como las proteínas, vitaminas y minerales.

Otro problema que se ha asociado con el tipo de alimentación es el acné. Este aparece sobre todo en la cara, pecho y espalda como resultado de una inflamación de glándulas sebáceas por el cambio en las hormonas sexuales. Los estudios de alimentación que se han hecho para disminuir el acné como es la restricción de chocolates o grasas no han tenido éxito. Hasta el momento, el tratamiento más efectivo es la limpieza de la piel.


facebook  tnrelaciones siguenos y descubre todas las ofertas y recetas siguenos en el twitter de tnrelaciones