A por una actitud positiva

 

Al escuchar la palabra divorcio, inmediatamente se viene a la mente separación, disolución o ruptura del vínculo matrimonial.

 

Por lo general, el divorcio entre consortes resulta, para una o ambas partes, un hecho doloroso que tiene repercusiones emocionales como tristeza, frustración o un sentimiento de culpa.

Sin embargo, hay un tipo de divorcio que tiene efectos contrarios: eleva enormemente la autoestima, da a la persona confianza en quién es y le proporciona una vida más saludable.

No se trata de un divorcio que involucre a otras personas, sino de una actitud positiva, de cada uno en particular, para separarse de todo aquello que lo daña o afecta de cualquier manera en su sano desarrollo emocional.

actitud-positiva

Diga adiós a los malos habitos

¿Cuántas veces escuchamos frases como "mañana dejo de fumar" o "el lunes empiezo una dieta", y luego, tristemente, se vuelve a caer en lo mismo?

"Divorciarse" de un mal hábito requiere de paciencia y voluntad, pero sobre todo de la convicción de que éste puede traer consecuencias fatales, y que no sólo dañan a la persona en sí, también puede afectar su entorno familiar.

Es importante comenzar antes de que sea demasiado tarde. Por ejemplo, de nada servirá dejar el cigarro cuando ya se tiene cáncer de pulmón. Prevenir resulta más sencillo que solucionar un problema.

Aléjese del rencor

Las personas que guardan un resentimiento hacia otros suelen vivir como esclavos de una mala experiencia.

Las ofensas que se recuerdan una y otra vez, lejos de ayudar a la persona a olvidarlas, acrecientan el rencor, y estos recuerdos se fijan con más fuerza en la memoria haciéndolos más difícil de superar.

Este tipo de resentimientos afectan a la persona que los experimenta y a final de cuentas no resuelven nada. Y no sólo se trata de una afección emocional, sino también en su salud, en el ambiente familiar y en el social.

Las personas con más carácter y valentía son las que buscan hablar con el ofensor directamente del asunto, descubriendo en muchas ocasiones que todo fue un mal entendido.

Si para el o la afectada resulta imposible el perdón, no lo es la distancia y el olvido. Divorciarse de malos pensamientos, venganzas y rencores conducen a una vida mucho más tranquila, relajada y feliz.

No tema el qué dirán

Muchas personas son esclavas de la sociedad en la que viven, tienen miedo a iniciar una carrera nueva, a llevarse con cierta gente que les agrada, pero que no es popular, o a vestirse en forma original porque temen ser criticadas por los demás, o peor aún a ser eliminadas de su círculo social.

Este tipo de personas suelen hacer lo que las otras hacen, ver las películas que todo el mundo ve, e incluso ir de vacaciones a lugares que no son totalmente de su agrado, pero que es el lugar a donde todos van.

Algunas disfrutan una vida así, pero hay otras que quisieran divorciarse de esta especie de esclavitud en la que están inmersas sólo por el miedo al que dirán.

Las personas que viven esta situación pueden tener una pobre imagen de sí mismas, piensan que si no cubren cierto patrón de conducta, serán rechazadas por la sociedad, cuando la realidad es muy diferente.

Por lo regular, a las personas en general les gusta más la gente original y auténtica que aquella que sólo busca quedar bien.

No se debe tener miedo a ser uno mismo, se debe aprender a decir "no" cuando algo vaya en contra de las propias convicciones, y sobre todo hacer lo que a uno le hace realmente feliz.

Si una persona o grupo condiciona la conducta o proceder de otra, es posible que no sienta un afecto real, y lo mejor en este caso es poner tierra de por medio y así evitar confrontaciones.

Es mejor buscar un grupo donde las personas tengan afinidades reales con las propias.

Ocuparse en vez de preocuparse

Hay quienes experimentan una preocupación excesiva, lo que conduce invariablemente a un nerviosismo y ansiedad.

Muchas preocupaciones son justificadas, como la enfermedad grave de un hijo o un problema económico que ponga en riesgo la seguridad de la familia, pero también hay otro tipo de "preocupaciones" que en realidad resultan ser producto de una mente muy imaginativa que todo lo exagera.

Por ejemplo, la señora que le descubre un lunar a su hija que no tenía y deja de dormir noches enteras pensando que tal vez es cáncer.

Estas últimas personas tienden a vivir presas de una ansiedad por todo lo que les rodea, lo cual las afecta personalmente y a nivel familiar.

Una persona que vive tensa ante cualquier circunstancia tiene por lo general problemas para dormir, y esta falta de descanso también afecta sensiblemente su apetito y desempeño.

Una forma de terminar con estas preocupaciones de más puede ser tomar medidas de seguridad que permitan tener una existencia más tranquila, como puede ser: vacunar a los niños a tiempo y así prevenir enfermedades serias, usar siempre el cinturón de seguridad y limpiar bien los alimentos, entre otras cosas.

Ahora bien, si las preocupaciones y ansiedades van más allá de cualquier control, es importante solicitar ayuda profesional.

Empiece una vida nueva

En primer lugar, pregúntese con sinceridad:

¿Qué es lo que no me gusta o me molesta de mí?, ¿qué debo hacer para cambiar esa conducta o actitud que me molesta?, ¿cómo me gustaría ser?

Y luego es importante tener propósitos concretos y reales.

El sacrificio que implica divorciarse de todo aquello que nos impide ser felices, bien vale la pena. No sólo hace sentir a la persona más fuerte y confiada de sí misma y de sus capacidades, sino que además le puede dar un sentido más positivo a su vida.

Las pequeñas metas conforman las grandes, por lo que si no se sabe cumplir en las cosas pequeñas, mucho menos lo haremos en las que exijan de nosotros un mayor esfuerzo.

Cada persona tiene la capacidad de elección libre de sus actos. Si no ejerce este derecho, su destino está en manos de los demás y no podrá culpar a nadie de sus fracasos mas que a ella misma por su falta de carácter y de voluntad para enfrentarlos.

Add to Bufferhttp://www.tnrelaciones.com/informacion/wp-content/uploads/2018/02/actitud-positiva-150x150.jpgShare on LinkedInDigg ThisShare on Facebook
Votación:
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Votos: 12) 5,00 sobre 5
Loading...
Visitas totales: 0




Deja un comentario