Nada más necesario que volver a cultivar las ilusiones [30-05-2020]

 

Decía Ernesto Sabato, en alguno de sus libros, que la ciencia tiene sus verdades, al igual que las matemáticas y la filosofía. Sin embargo, lo que dota a la vida de autenticidad y sentido no es otra cosa que la ilusión, que cuando esta dimensión falla, todo se viene abajo; que sin ella todo se desvanece, nada tiene color y acabamos revistiendo de desánimos nuestros pensamientos.

 

Y en estos momentos de tensión y zozobra nada me parece más necesario que volver a cultivar las ilusiones. Se hace necesario, más que nunca, mantener la ilusión con una pizca de inocencia, hacerles un hueco en nuestro día a día repleto de desafíos laborales y problemáticos de nuestras complejas vidas.

 

Si nos fijamos, la inocencia de los niños no tiene precio, es una de las fuentes de energía del universo. Los niños conservan esa particular manera de ver la vida y el mundo que los rodea. Son dueños de esa mirada sencilla, alegre, crédula e imaginativa ante toda situación cotidiana. Cuando miramos a sus ojos, avistamos destellos de confianza, curiosidad, franqueza, pureza y esa frescura, todo envuelto en el halo de inocencia e ilusión, que tal vez, nunca deberíamos dejar que se desvaneciera del todo en nosotros.

 

Se ha demostrado en diversos estudios neurológicos que las personas que cultivan un enfoque personal más optimista, ilusionado y que además, establecen metas a corto plazo, evidencian una mejoría de salud general y de sana actitud psicológica.

 

Por ello, a pesar de las decepciones o fracasos del ayer, merece la pena mantener viva la ilusión y la inocencia en nuestro presente. Conservar un poco de esa mirada. pintada de inocencia, que siga percibiendo la magia de cada día, de todas las cosas. Empeñarnos un poco en seguir cultivando la misma ilusión de la infancia, tratar de no pasar por alto cada oportunidad, cada momento que se tercie para intentar ser felices.

 

Y esto no quita que seamos conscientes de las dificultades de la vida, de lo azaroso del destino. Pero, por qué no empeñarse en intentar ver, siempre que sea posible, el lado amable de las cosas. Vale la pena intentarlo, mantener la ilusión y la inocencia como nutrientes de nuestras emociones, como combustible para enderezar y modificar, a mejor, nuestro rumbo. Realmente, podemos ser producto de nuestro pasado, de hecho lo somos, pero no tenemos que ser prisioneros de él.

 

Buen día a tod@s!!!

 

Os quiero Bandid@s!!!

"Como comienzas tu día es como vives tu día. Como vives tu dia es como vives tu vida." Louise L. Hay

Pues qué mejor manera que empezar el día con la ilusión y marchita de La Cabra Mecánica, ahí os dejo el ya clásico tema...."No me llames iluso"....porque tenga una ilusión....ea!!!... un bailecito por su sitio!!!

el-pinche-feliz

 Aquí a diario Mis Gastrotapas← desde la "Oronja Home"
Add to Bufferhttp://www.tnrelaciones.com/informacion/wp-content/uploads/2020/02/pinche-feliz2-150x150.pngShare on LinkedInDigg ThisShare on Facebook
Votación:
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Votos: 2) 5,00 sobre 5
Loading...
Visitas totales: 11




Deja un comentario