La adquisición de serpientes como mascotas no es legal en algunos países, cuyas disposiciones de la Dirección de Fauna del Ministerio del Ambiente las clasifican como especies de fauna silvestre, por lo que su tenencia y comercialización están prohibidas.

 

A este inconveniente se suman las exigencias de estos reptiles: quien los tenga en cautiverio deberá destinar una buena suma de dinero para garantizar un recinto en el que vivan de la manera más parecida a como lo hacen en su hábitat natural, alimentarlas correctamente y destinar tiempo para su observación.

Con prohibiciones o sin ellas, son muchas las personas que gustan de estos animales, pero pocas las que conocen sus hábitos y necesidades.

 

La mayor parte de las que viven en cautiverio pertenece a la familia de las boas: tragavenados, tornasoles, dormilonas y esmeraldas, explica Edwin Rojas, experto en el tema, a cargo de los reptiles que viven en los terrarios del Parque del Este y el zoológico Las Delicias.

Otras serpientes que comúnmente se mantienen en cautiverio son las llamadas cazadoras, 80% de las especies criollas de estos reptiles. 14 de sus géneros se consideran ponzoñosos y pueden causar daño aun recién nacidas. Entre ellas se encuentran la falsa coral, la bejuca y la falsa mapanare, todas opistoglifas, es decir, con colmillos en la parte trasera y superior de la encía, mediante los cuales inyectan la ponzoña.

terrario, serpientes

El recinto en el que se coloquen, explica Rojas, no sólo debe contar con espacio suficiente para el animal, sino con una "cueva" que le permita esconderse y de los elementos que recreen su hábitat natural.

Hay que estar alerta cuando pierden su secuencia alimenticia normal, si en vez de reptar con naturalidad alzan la cabeza del suelo o mantienen enrollada su cola, si hay presencia de salivación excesiva y enrojecimiento de la boca. Ante estos síntomas, lo mejor es consultar con los expertos de los terrarios. Es normal que cuando están en proceso de muda de piel, no coman, se oscurezcan y sus ojos se vuelvan completamente blancos.

Estos conocimientos permiten a las serpientes una buena calidad de vida en cautiverio. Aunque para ellas, lo ideal sería que se les dejara en su medio ambiente y que su observación se hiciera en los terrarios.

Tips

Exigencias legales

Para importar serpientes, criarlas y dedicarse a su comercialización es necesario cumplir  con las disposiciones y permisos previstos por la Dirección de Fauna del Ministerio del Ambiente, ya que las especies foráneas se incluyen en la lista de animales exóticos.

 

Mercado internacional

En Miami se lleva a cabo la mayor reunión anual de expertos e interesados en serpientes. La cita es en septiembre y según expertos en el tema, allí se comercializan más de 7 millones de dólares en animales y productos para ellos.

 

No use jaulas

Las jaulas permiten al animal percibir los cambios de temperatura generados por la cercanía humana. De sentirse en riesgo, morderá los barrotes, lo que le ocasionará heridas que le impedirán comer.

 

Tamaño apropiado

Los acuarios rectangulares de plástico transparente o vidrio son ideales para mantener a este animal, que estirado, debe ocupar dos caras contiguas del mismo.

 

Add to Bufferhttp://www.tnrelaciones.com/informacion/wp-content/uploads/2017/06/terrario-150x150.jpgShare on LinkedInDigg ThisShare on Facebook
Votación:
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Votos: 12) 5,00 sobre 5
Loading...
Visitas totales: 6




Deja un comentario