DIETÉTICA Y NUTRICIÓN » Dietas

Hablando de calorías: Las bebidas refrescantes

Una de las formas que se tienen para clasificar a los alimentos y a las bebidas es el considerar el aporte de energía que proveen al organismo. El contenido energético de los alimentos se mide en kilocalorías, y la cantidad que cada quien debe consumir va en dependencia de una serie de factores: el sexo, la edad, la actividad física, la estatura.

Por ello, debemos estar conscientes que en todo momento debemos guardar un equilibrio entre la cantidad de energía que ingerimos y la que efectivamente necesita nuestro organismo, ya que cualquier excedente se va a almacenar en forma de grasa, dando lugar a las temidas llantitas, a la obesidad que abre la puerta a todas sus complicaciones: hipertensión, enfermedades del corazón, diabetes, etc.

Si hablamos en particular de las bebidas refrescantes, es un hecho que en estos tiempos de calor aumenta su consumo, y es muy importante elegir aquellas que le convengan a nuestro organismo para mantenernos saludables y le ayuden a mantener o mejorar la figura, pero nunca a engordarla y es muy fácil caer en la trampa, porque cuando se tiene sed, uno corre a la bebida que se tenga al alcance, más no a la bebida que le convenga al organismo.

Las bebidas que tienen la mayor cantidad de calorías son las alcohólicas, que además de no ser recomendables para la salud por mútiples causas que van desde las físicas hasta las sociales, contribuyen en el aumento de peso por la gran cantidad de calorías que contienen; por ejemplo, 1 botella de 355 ml de cerveza, que es de las bebidas alcohólicas que aportan menos calorías, contiene de 100 a 125 kcal. Una copa de 240 ml de vino blanco contiene115 kcal y un caballito de 30 ml de whisky, vodka, coñac, brandy contienen de 70 a 75 kcal.

Pero no solo las bebidas alcohólicas son altas en energía, hipercalóricas. Un vaso de 240 ml de néctares de frutas, bebidas gaseosas y los jugos de frutas industrializado aportan 150 kcal, por la cantidad tan importante de hidratos de carbono simples o azúcares que contienen, por lo que es altamente, y sanamente, recomendable, disminuir su consumo.

También hay bebidas muy nutritivas que además de aportar vitaminas y minerales contienen menos calorías, lo que las hace ser más saludables como lo son los jugos de frutas hechos en casa, como los de naranja y toronja, que además de que son 100% naturales, un vaso de 240 ml aportan 80 kcal, y hay aquellos que tienen aún menos calorías como son jugos de verduras en el que 1 vaso de 240 ml aportan de 45 a 50 kcal, ya sea de zanahoria o el de 8 verduras.

También hay aquellas bebidas que no aportan energía alguna al organismo y se pueden consumir a libre demanda, sin tener preocupación alguna en el control de peso como el agua, las infusiones de té o café y las bebidas dietéticas. Aquí vale la pena mencionar que se recomienda beber menos de 3 tazas de café o de té al día ya que por las sustancias que contienen pueden alterar tanto en el sistema nervioso central como interferir en la absorción de algunos minerales como por ejemplo el calcio.

Para mantener su organismo en perfectas condiciones, le recomendamos consumir por lo menos 8 vasos de agua diariamente y elegir de manera habitual las bebidas que contiene menos calorías, y solo de muy de vez en cuando consuma de las otras bebidas, pero siempre con moderación; de esta forma usted mantendrá su cuerpo en perfectas condiciones y ganará salud (Nutriólogos, Asociación Civil)

Etiquetas: -

Registros relacionados: -

Digg it! Imprimir este registro