DIETÉTICA Y NUTRICIÓN » General

El agua: una bebida imprescindible

El agua es la bebida fundamental para la consecución de una dieta saludable. Todas las personas deberían beber un mínimo de agua todos los días, y consumir alimentos ricas en ella.

El agua representa más de la mitad del peso de nuestro cuerpo y necesitamos consumirla, en una cantidad al menos de 5 a 8 vasos por día.

Mucha gente confiesa sus dificultades para tomar agua, pero en realidad siempre hay una forma de tomarla, en zumos, infusiones, refrescos, lácteos, caldos, sopas, frutas, verduras, o ensaladas. Todos estos productos contienen el agua como base en una elevada proporción, y ayudan a complementar la que ingerimos como tal.

El consumo de agua es siempre necesario, pero muy especialmente en climas cálidos, en épocas de verano, cuando se hace un ejercicio intenso o se lleva a cabo un trabajo en ambiente caluroso.

Los niños y los ancianos deben son grupos que necesitan una gran atención en lo que al consumo de agua se refiere. En el caso de los niños muy pequeños, porque no son capaces de manifestar sus necesidades. Cuando tienen más edad pueden realizar, en sus juegos, un intenso ejercicio físico que aumenta las necesidades.

Las personas mayores pueden tener disminuido el umbral de la sed y a veces no son capaces de reaccionar adecuadamente bebiendo agua cuando la necesitan.

Controlar el abuso de los refrescos azucarados en los niños nos ayudará a crearles buenos hábito alimentarios porque hay que acostumbrarles a que tengan SED DE AGUA.

Etiquetas: -

Registros relacionados: -

Digg it! Imprimir este registro