CONSEJOS PARA TU BELLEZA » Cuidados de Belleza » Cuidados de Belleza para el Cabello

Un pelo sin caspa es un pelo sano

Tanto si tu cabello es graso como si es seco o está muy castigado puede acabar padeciendo caspa: el terrible enemigo del cuero cabelludo que la ha tomado con tu pelo pero también con tus presentaciones en público. Pero no te preocupes, porque esta antiestética molestia tiene solución. Te la contamos.

La caspa está producida por una descamación de la piel que cubre el cuero cabelludo que, sea por nervios, por enfermedad o por malos aclarados tras la ducha, se desprende en forma de células muertas que o bien caen o bien quedan medio prendidas al cuero originando molestias y picores. Evitar su aparición o mitigar sus evidencias cuando ya ha aparecido no es difícil siempre y cuando atendamos a algunos consejos prácticos:

  • En primer lugar, y como ya debes saber, las ofertas de mercado de este tipo de productos son para todos los gustos en cuanto a marcas, tamaños, versión (con acondicionador, sin, más o menos líquido, más o menos espumoso...). Pero, ten en cuenta, que quizás no todos le vayan igual de bien a tu pelo que, además de ser propenso a la caspa, presenta sus propias características: seco, graso, mixto...
  • Es aconsejable que al principio optes por un champú neutro y que, progresivamente, vayas observando cómo reacciona tu pelo al "encuentro" hasta que encuentres el que mejor se adapta a tu perfil.
  • Debes tener en cuenta que la caspa puede estar provocada por el uso de geles inapropiados al cuero cabelludo. Si es tu caso, deberías, por ejemplo, evitar lavarte la cabeza con el gel que utilizas para el cuerpo. Mejor a cada uno lo suyo. Por seguridad.
  • Algunos productos y lociones de este tipo son además "antiseborreicas" y son muy convenientes para frenar la descamación. Están formados por ácido salicílico, azufre, timol y alquitrán.
  • A la hora de aclarar el champú, asegúrate de retirar perfectamente de tu pelo los restos de jabón ya que si se acumulan pueden irritar el cuero cabelludo y agravar la situación de caspa.
  • Una solución natural: lava tu pelo con dos yemas de huevo, espera unos minutos y acláralo con agua tibia. Si el problema no es muy grave, podrás apreciar los resultados en un par de aplicaciones.
  • Si el problema es serio, no obstante, es mejor que acudas a un especialista. Algunas peluquerías ofrecen tratamientos efectivos para exfoliar y eliminar los restos de caspa, no obstante, si ésta es persistente, deberías acudir también a un dermatólogo que te ayude a calmar las irritaciones y a regenerar la piel (a veces incluso atestada de pupas y heridas dolorosas).

Como puedes ver, soluciones al problema tienes las que quieras. Sólo debes encontrar la que mejor se adapta a tu tiempo y a tu pelo. Demasiadas veces descuidamos la salud de nuestro cuero cabelludo y lo martirizamos a base de tintes, moldeados, malos aclarados... Recuperarla es sólo cuestión de ganas. Las soluciones ya las pone el mercado.

Nota: Si quieres contactar y ser atendida/o por los mejores profesionales de la Estética y Belleza de tu País o lugar de Residencia. Clic Aquí.

Etiquetas: -

Registros relacionados: -

Digg it! Imprimir este registro