SALUD » Accidentes y emergencias

Manteniendo a los niños seguros: Consejos de seguridad para los lactantes y niños pequeños

Los niños recién nacidos hasta la edad de tres años constituyen el grupo de riesgo más alto para las lesiones en el hogar.

Además de las precauciones ya enumeradas, los siguientes puntos de seguridad pueden ayudarle a proteger a los lactantes y a los niños pequeños de una lesión:

- El colchón de la cama de bebé deberá caber estrechamente en la cuna sin brechas. Asegúrese que el colchón tenga la capacidad de retardar las llamas.

- Asegúrese de que la cuna no tenga postes en las esquinas. Los postes pueden enganchar la ropa y causar estrangulación.

- Si usted está usando una cama para bebé más vieja, asegúrese de que no esté pintada con pintura de plomo. En 1978, la Consumer Product Safety Commission prohibió la fabricación y el uso de pintura de plomo en las superficies residenciales, en los juguetes y en los muebles.

- Asegúrese de que no haya alcance desde la cuna a cordones o cuerdas para las cortinas de ventanas.

- Emplée almohadillas protectoras durante los primeros cinco meses. Remuévalas cuando su bebé se pueda sujetar para pararse.

- Elimine equipos movibles, cunas para ejercicios y cualquier juguete colgante de la cuna cuando el bebé pueda levantarse con las manos y rodillas (en general alrededor de los cuatro meses de edad). 

- Emplée la correa de seguridad en las sillas altas, carreloas y mesas para cambiar pañales o ropa. Nunca deje a un bebé desatendido sobre una mesa para cambiar pañales o ropa. Almacene los elementos del baño bien lejos del alcance del bebé.

- Proteja a sus niños de caídas asegurándose que todas las ventanas tengan mayas puestas seguramente en su lugar. Considere usar guardias de ventanas para limitar la cantidad de espacio abierto. No coloque cunas o corrales para jugar cerca de una ventana. No deje a los bebés solos sobre muebles. Si usted usa un asiento infantil, permanezca dentro del alcance del bebé y nunca coloque el asiento cerca del borde de una mesa. Emplée las compuertas de seguridad en la parte superior e inferior de las escaleras.

- Asegúrese de que las piezas grandes de muebles y todos los elementos pesados sobre las repisas, como las televisiones, las lámparas y los libros, estén seguros y no se caigan.

- No ponga a su bebé en un andador al menos que usted pueda proporcionar supervisión constante. La American Academy of Pediatrics informa que los andadores de bebé son una de las causas principales de traumatismo craneoencefálico y de la fractura del cráneo en los bebés de entre seis y diez meses de edad.

- Emplée los juguetes apropiados a la edad. Los juguetes hechos para los niños mayores no son apropiados para los bebés. Los juguetes y aquellos electrodomésticos operados por batería, por ejemplo, no son apropiados para los lactantes y los niños pequeños. Cuando elija los juguetes, chequée lo siguiente:

1. La calidad de la construcción. Asegúrese de que no haya un borde agudo que pudiera cortar o lesionar al bebé. También chequée las partes pequeñas que podrían soltarse y plantearle el riesgo de atragantamiento al bebé.

2. Asegurárse de que el producto no sea tóxico y que cualquier tela o abullonado puede retardar las llamas.

3. Los alimentos redondos y duros les presentan un riesgo de atragantamiento a los niños pequeños. Entre los alimentos a evitar se encuentran las uvas, los perros calientes, las tuercas, las palomintas de maíz, los caramelos duros y las zanahorias crudas. Cuidadosamente corte los alimentos de sus niños en pedazos del tamaño apropiado para morder. Mantenga los objetos redondos pequeños como los botones y las monedas fuera del alcance del bebé. Pregúntele al médico de su niño acerca de los procedimientos correctos con el fin de despejar una vía respiratoria dificultada en los niños y los lactantes.

4. Coloque cubiertas en los enchufes eléctrioas que no están en uso. No emplée cordones de extensión eléctrica a menos que sea totalmente necesario. Los niños pueden jugar con la extensión extra del cordón o inclusive morderlo.

5. Las bolsas plásticas, las bolsas de lavandería y los paquetes plásticos para los juguetes y otros productos acarren un riesgo de sofocación para los niños. Oculte estos, y otros materiales similares lejos del alcance de los niños. Enséñeles a que no jueguen con estos elementos.

6. No deje a su lactante o niño desatendido en el baño o el vertedero. Tan sólo toma un segundo para que la cabeza de un bebé se sumerja en el agua. 

Manteniendo a los niños seguros: Consejos de seguridad para los lactantes y niños pequeños

Aviso Legal y denegación de responsabilidad

La información contenida en el presente Sitio tiene carácter informativo únicamente. Si el usuario desea aplicar algunas de las recomendaciones descritas en el Sitio, la responsabilidad de dicha aplicación recaerá única y exclusivamente sobre el usuario. TN.RELACIONES no se responsabiliza por las consecuencias directas o indirectas que se deriven de la aplicación de los consejos u opiniones vertidas en el Sitio. Se sugiere a los usuarios CONSULTAR SIEMPRE A SU MEDICO.

Manteniendo a los niños seguros: Consejos de seguridad para los lactantes y niños pequeños

Etiquetas: -

Registros relacionados: -

Digg it! Imprimir este registro