EMBARAZO Y PARTO » Para padres

¿Soy un papá novato, Cómo cambiar un pañal?

Para muchos papás el sólo pensar en cambiar un pañal les da Asco. Creen que no saben hacerlo y no quieren aprender. Es fácil cambiar un pañal. Si la mamá puede hacerlo, tu también. De hecho, tu puedes aprender a hacer todo lo que la mamá hace, sólo que tu quizás lo hagas de forma diferente. El cambiar pañal no es "cosa de mujeres"; es "cosa de ambos padres". Con el tiempo probablemente descubrirás tu propio estilo de hacerlo. Entonces puedes decir con orgullo, "nadie le cambia el pañal como su papá"

¿Porqué querría cambiar un pañal?
Una vez que hayas aprendido a cambiar el pañal puedes relajarte y disfrutar del momento. Es una oportunidad para establecer esa relación de padre e hijo. En otras palabras... es una oportunidad de establecer los lazos afectivos. A muchos bebés les gusta que les cambien el pañal. Para ellos es un momento para relajarse y podría ser una buena oportunidad para conocerse mejor. Además, el momento de cambiarle el pañal es un buen momento para hacerle cosquillas, darle besitos en la pancita, y jugar con los deditos de sus pies al "este cochinito se fue al mercado...

¿Soy un papá novato, Cómo cambiar un pañal?¿Cada cuándo le cambio el pañal?
Se le debe cambiar el pañal al bebé cada vez que esté muy orinado o cuando se haya ensuciado. Esta es la mejor forma de prevenir que se roce.

¿Cómo lo hago?
Con cuidado coloca al bebé en una superficie plana, como una mesa para cambiarlo o la cama. Siempre mantén una mano sobre el bebé. ¡Se mueven en un abrir y cerrar de ojos! Quita el pañal jalando las cintas adhesivas, levanta al bebé de los pies y saca el pañal. Luego cierra el pañal y ponlo en la basura. Limpia al bebé con una toalla para bebé. No limpies sólo las partes fáciles. Límpialo bien por todos lados. Colócalo sobre un pañal limpio. Asegúrate que el bebé está sobre el lado correcto del pañal, así es - los pañales tienen una parte para enfrente y otra para atrás. Cúbrelo con el frente, jala las cintas adhesivas y pégalas. Recuerda: ¡Si muy suelto, goteará! ¡Si muy apretado, gritará! Deja suficiente espacio para meter
por lo menos dos dedos en la cintura del pañal. ¡Está listo! Ahora te puedes lavar las manos.

Etiquetas: -

Registros relacionados: -

Digg it! Imprimir este registro