EMBARAZO Y PARTO » Desarrollo Fetal

La vida en el vientre de la madre

En el vientre de la madre, a lo largo de unos 280 días, unas 40 semanas o 9 meses y 10 días, se produce un crecimiento tan importante como acelerado, además de complejo y muy bien predeterminado.

Durante el embarazo, se pueden diferenciar dos grandes etapas: Embrionaria y Fetal.

- La etapa embrionaria abarca el período que transcurre desde la concepción hasta la 8ª o 9ª semana. Inicialmente la división celular da origen al embrión junto a los dos elementos que van a constituir el entorno que va a posibilitar su desarrollo: la placenta y el saco amniótico. Posteriormente las células se van transformando en distintos tejidos especializados (piel, sistema nervioso, etc) y se forman todos los órganos del cuerpo.

Este período es el más delicado para que el embrión progrese, ya que éste puede sufrir daños por agentes externos (como el alcohol, las radiaciones, el tabaco, las drogas, o las infecciones) o bien puede ser un embrión mal constituido que la propia naturaleza rechaza, es el período en el que más abortos espontáneos se producen.

El corazón se forma alrededor del día 20 y funciona por sí solo a partir de la tercera semana. En este momento el embrión mide cuatro milímetros, y al final de este período alcanza una longitud de hasta tres cm. Con estos datos se ve claramente que en la vida intrauterina y dos años después se producen los cambios más rápidos en el desarrollo biológico.

A las siete semanas el cuerpo fabrica ya su propia sangre y empiezan a moldearse los dedos, con sus uñas, de pies y manos. También se dibujan los rasgos de la cara: los ojos, la nariz, la boca y las orejas.

- La etapa fetal abarca desde la 9ª semana hasta el nacimiento, durante este período se da un crecimiento muy rápido que se ve paralizado por limitación de espacio en el último mes. El cuerpo termina de formarse y se va haciendo cada vez más proporcionado: la cabeza, en un principio, es casi tan grande como el resto del cuerpo y poco a poco se va normalizando. A los once semanas, el feto, ya está enteramente formado.

A las catorce semanas es ya capaz de realizar los primeros movimiento aunque la madre aún no pueda percibirlos, se ha podido comprobar cómo ya es capaz de acercarse el dedo a la boca y hacer el movimiento de succión. Es también en este momento cuando se diferencia exteriormente el sexo.

A pesar de que un embarazo completo supone 38-40 semanas, a partir de las 26 ó 29 semanas se considera que el feto ya es viable, ya puede sobrevivir, ayudado por la incubadora, si naciera en ese momento.

Etiquetas: -

Registros relacionados: -

Digg it! Imprimir este registro